La buena vida se construye con buenas relaciones humanas

Recientemente, Robert Waldinger, director del estudio sobre el Comportamiento Adulto, de la Universidad de Harvard, se atrevió a dar públicamente tres consejos para ser feliz. Su reflexión es consecuencia del propio estudio y de todo lo que en él se dice. El estudio recoge la evolución, los estados de ánimo y las reflexiones de 724 personas, a las que se ha ido siguiendo a lo largo de su vida. Se prolongó (y todavía continúa) nada menos que 75 años, lo que da una idea del esfuerzo realizado.

En la primera entrevista a los adultos jóvenes, éstos siempre quieren ser famosos o ricos. Y los hay que quieren ser las dos cosas.  Conforme la vida avanza, el estudio va recopilando verdaderas lecciones de vida, que nada tienen que ver ni con riqueza ni con fama.

Del estudio se pueden extraer varias conclusiones:

  • Las buenas relaciones nos hacen más felices y saludables. La soledad mata y las relaciones sociales positivas nos dan vida.
  • Las relaciones sociales deben ser de calidad. No se trata de tener muchos amigos, sino de tener relaciones cercanas, auténticas, sinceras. No es el grado de colesterol lo que define cómo va a ser la vejez, sino la satisfacción de esas personas por sus relaciones más cercanas.
  • Las relaciones afectivas de calidad contribuyen a cuidar el cerebro y el deterioro de éste se ralentiza en la vejez.

Las relaciones humanas…. las necesitamos, aunque son difíciles. Pero la investigación demuestra que son necesarias para una buena vida. La buena vida se construye con buenas relaciones.

 

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s